¡Una mayoría de edad celebrada con buen humor y al aire libre!

¡Una mayoría de edad celebrada con buen humor y al aire libre!
Cumplir 18 años, sinónimo de mayoría de edad, es algo muy importante en la vida de cualquier persona ya que es el comienzo de la edad adulta, y por eso mismo –pienso yo–  se debe celebrar dicho cumpleaños a lo grande. ¡Y yo añadiría que más todavía cuando se trata de un(a) hijo(a) propio(a)! De hecho, es lo que hicimos hace quince días puesto que  nuestra hija Susana, la más joven de nuestros cuatro hijos, cumplía esa edad. Con su madre y hermanos decidimos organizar una gran fiesta sorpresa en el jardín de nuestra casa e invitar a toda la familia y amigos suyos al evento. Claro está que para que el entorno fuera bonito nos debíamos ante todo de arreglar el jardín porque después de las intemperies de estos últimos meses y el extremo calor de esta primavera y principios de verano, daba pena ver el estado de este último. Todo debía estar perfecto y limpio para que la fiesta fuera un éxito.