Las mejores fiestas, las despedidas

¿Sabéis cuál es uno de los mejores eventos? Siempre bajo mi punto de vista claro está. Una buena despedida de soltera o de soltero. En este tipo de eventos todo el mundo se desmelena, pierde la vergüenza y se lanza a lo loco al disfrute sin pensar en el mañana o en el dónde acabará esa noche, que lo mismo es en esa misma ciudad que es en otro continente porque eso nunca se sabe.

Como amante de la música soy amante de la fiesta y para mí no hay mejor fiesta que una “despedida”, pero da igual que sea de chicas que de chicos, o incluso mixta, porque la locura está servida.

Una de las mejores fiestas a las que he acudido fue una despedida de soltero mixta. El novio no quería dejar de invitar a sus amigas, entre las que me encuentro, así que tanto él como ella invitaron a sus respectivas despedidas amigos y amigas de ambos sexos. Fue una auténtica locura de noche, lo pasamos bomba y tampoco es que hiciéramos nada del otro mundo, pero parece que cuando la gente sabe que va a una despedida se carga las pilas y va en sintonía con la fiesta, sea del tipo que sea.

Los organizadores contrataron a esta empresa de despedidas de soltero en Benidorm que se encargó de organizarlo todo y la verdad es que lo hicieron de lujo.

Para empezar nos recogió un autobús en Altea que nos llevó a Benidorm a los 27 participantes a la despedida, incluido el novio por supuesto, pero no era un autobús normal y corriente, no… era un disco pub. Fuimos todo el camino de fiesta y una vez en Benidorm seguimos recorriendo sus calles en la disco móvil durante casi dos horas. Luego hicimos una parada para dejar las maletas en el hotel, pero se trataba sólo de una parada técnica que duró menos de 20 minutos. Nos encaminamos todos a la Sanset Party, en la playa, y luego cenamos en un local con espectáculo sobre Ben-Hur que incluía dos copas tras la misma y acceso a la discoteca. Fue una locura de noche, no paramos ni cinco minutos y lo mejor de todo es que al haber chicas y chicos juntos no hubo salidas de tono por ninguna de las partes.

¿De dónde proviene esta fiesta?

Y es que ese para mí fue el punto bueno de la despedida mixta porque hay que reconocer que, por tradición, las despedidas no suelen ser mixtas pero supongo que también hemos evolucionado en ese sentido. Y hablando de tradición ¿conocemos el origen de las despedidas de soltero/a?

Pues resulta que esta celebración viene consolidada por la fiesta de la fertilidad. Había una costumbre entre los hombres de la edad media que era que el hombre que decidía contraer matrimonio era invitado por todos sus amigos a una noche de fiesta. Utilizaban esta fiesta para comprobar que el novio estaba realmente enamorado de su mujer y no le sería infiel en todo su matrimonio. Con este fin se comenzó a contratar a una chica para que atrajera la atención del hombre y lo sedujera con un espectáculo.

Curioso ¿verdad? ¿Y qué pasa con las infidelidades femeninas? Supongo que en esa época era mejor no tenerlas porque corría peligro tu integridad física… bueno y ahora también ¿o no?

shutterstock_3344578d31reducida